emprende, niños que molan, planes para el finde, viajes

Jueves emprendedor: BabyRural

03/10/2013

Este jueves quiero presentaros a unas emprendedoras de las que había oído hablar hace tiempo (y muy bien) por dos fuentes de confianza: las chicas Mammaproof y Wikimums y de las que tenía muchas ganas de saber más.

El otro día, buscando un alojamiento rural para nuestro grupo de amigos que es muy muy grande, hice un llamamiento twittero y en seguida me respondió @babyrural, dándome una opción que no habíamos contemplado y que nos encantó…. gracias a las gestiones de Itziar, hemos conseguido un alojamiento para un grupo de casi 30 personas y pensado para los niños… ¡nada fácil!

El trato con ella ha sido genial, y ha conseguido cuadrarlo todo para que podamos disfrutar de una escapadita entre amigos, de esas que nos gusta hacer todos los años.

Por eso hoy quería presentaros a Babyrural, para que podáis disfrutar de su trabajo tanto como lo he hecho yo (y lo que nos queda, solo ha sido la gestión, ahora nos toca disfrutarlo)

babyrural

BabyRural es una red de alojamientos rurales con encanto, enfocados a recibir a familias con niños, con actividades para todos y en un entorno seguro, amigable y agradable para sentirnos como en casa.

Nos ofrecen lugares en los que disfrutar de la calma, en los que crear bellos recuerdos, sosegados recuerdos. En los que todos son bienvenidos. Todo está hecho con cariño. Acercando al presente tradiciones, maneras de hacer y, por qué no, sabores que se conservan en lugares en los que el tiempo se ha parado y las cosas se siguen haciendo al ritmo del corazón.

A la hora de viajar con toda la tropa, especialmente con bebés, necesitamos un sinfín de objetos como cunas, cambiador, calienta-biberones y un largo etcétera que no hacen más que dificultar los traslados y limitar nuestras opciones a la hora de viajar.

Con el fin de facilitar la estancia de las familias y sobre todo la búsqueda de alojamiento, todos sus alojamientos cuentan con las “Comodidades BabyRural” (elementos de puericultura, zona de lectura y juegos…) uno de los principales elementos diferenciadores de la marca.

Además, en las casas de BabyRural ofrecen talleres y actividades para todos los públicos, peques  y adultos. Y organizan escapadas a la carta para grupos, familias, crafties, eventos, fiestas…

En BabyRural quieren hacer más accesible el turismo rural a las familias con niños: contacto y conocimiento del entorno natural, conocimiento del medio rural y sus habitantes, aprendizaje de la importancia de respetar y cuidar el medio ambiente, así como de los pequeños gestos para cuidar y minimizar nuestro impacto sobre éste.

Como siempre, voy a dejar que sean ella, Itziar la que os cuente de dónde surge Babyrural.

 ¿Cómo surge la idea?

BabyRural nace tras la organización de mis primeras vacaciones en familia. Viajábamos con Sabin, mi hijo mayor que ahora tiene 5 años. Me costó mucho tiempo encontrar una casa rural que ofreciera ciertas comodidades. Cuando comencé la búsqueda me di cuenta de que a la hora de buscar, el icono que se empleaba entonces, el biberón o la cuna, no eran suficientes para determinar los servicios que el alojamiento ofrecía. Entonces, empecé a entrar casa por casa para ver qué ofrecían, y me di cuenta de que la oferta era muy diferente y que sería interesante una homogeneización de las casas que están mejor preparadas.

Al llegar a Sa Vall, terminé de ver que es posible, que la diferencia es en muchos casos mínima, son sólo pequeños gestos que te hacen sentir cómoda y facilitan la estancia. El niño tenía entonces un año y ya no necesitas tanta historia cuando viajas, pero mira, si llegas, te dan una caja con juguetes, cuentos, una moto para que juegue… y te sientas a desayunar y tienes una trona; como que lo agradeces. Y si tu hijo o hija es más bebé, pues un cambiador o una bañerita, son bienvenidos y si tienes chicos o chicas mayores, una oferta de actividades hará que se aburran menos.

Más que los objetos, lo que se busca es la predisposición de los propietarios, una cara amable y que no te sientas incómoda ante situaciones normales con tus hijos.

Pues eso, durante la excedencia que me tomé para cuidar de Sabin, desarrollé el proyecto inicial con el apoyo de mi hermano Irkus, ilustrador. Trabajamos en la imagen, en la página web y en la búsqueda de casas que reunieran el perfil de BabyRural. En enero del 2012 me reuní con mi amiga y ahora socia, Maier, y juntas terminamos de dar el último empujón al proyecto, BabyRural estaba online en junio del mismo año.

Me gustaría recalcar que este pequeño emprendimiento se apoya en la complicidad con los propietarios de las casas y en el apoyo de los huéspedes que hacen la reserva a través nuestro. En agradecimiento a ellos, hemos editado un cuaderno de actividades, el Diario de Aventuras de BabyRural, que regalamos a los peques a la llegada a las casas BabyRural (contenido didáctico original) y en el que encontrarán actividades, pasatiempos, tutoriales de manualidades y un cuento escrito exclusivamente para ellos. Y no hubiera salido adelante sin la creatividad y ayuda de grandes amigas creadoras, la Ilustradora Silvia Morales, Noelia Marqués, dinamizadora cultural, Mavi de Mammaproof y mis compañeras de viaje en la sección de wikitravel en WikiMums.

¿No os encanta su filosofía?

¡Feliz Jueves emprendedor!

You Might Also Like

1 Comentario

  • Reply Descubriendo lo rural | 08/01/2014 at 11:10 PM

    […] rural para unas 30 personas” y allí que salió Itziar, de Babyrural (de la que ya os hablé en un jueves emprendedor) diciendo: “yo te ayudo a buscarlo“, así nos “conocimos virtualmente” y […]

  • Deja un comentario

    A %d blogueros les gusta esto: